10 valiosos consejos para evitar el atragantamiento en niños

El atragantamiento en niños se produce de manera frecuente. Normalmente, el cuerpo reacciona tosiendo y en la mayoría de los casos, la tos es suficientemente efectiva para desbloquear la garganta.

Sin embargo, si la tos no es suficiente para desobstruir la garganta, esta situación se puede complicar y acabar en parada cardiorrespiratoria. Aquí te presentamos 10 consejos para evitar esta situación.

Por qué los niños pequeños son más propensos a una asfixia por atragantamiento

El diámetro de las vías aéreas de un niño pequeño es similar al de su dedo meñique. Esto hace que haya muchos objetos externos que puedan bloquearlas de manera total.

Por otro lado, los niños más pequeños no tienen completamente desarrollada la deglución (acción de tragar) y presentan dientes inmaduros que no pueden masticar bien los pedazos grandes de comida. Por ejemplo, es común que haya episodios de atragantamiento por trozos de carne demasiado grandes que no se han masticado correctamente.

Además, los niños pequeños, tienden a meterse objetos a la boca como manera de explorar su entorno por lo que el riesgo se multiplica.

 

10 Consejos para evitar el atragantamiento en niños:

Sigue estas recomendaciones para evitar situaciones no deseadas.

 

  1. Nunca hay que dejar a un niño sólo mientras come.

 

  1. Partir la comida en trozos muy pequeños, de acuerdo con la edad del niño.

 

  1. Quitar de la comida del niño todas las espinas, nervios de carne o huesitos y retirarlos del plato, nunca dejarlos en una esquina del mismo.

 

  1. A la hora de comer, los niños han de estar sentados en posición recta. No deben comer mientras corren, o juegan. También hay que evitar que coman mientras ríen, hablan o gritan.

 

  1. No aprovechar nunca el llanto del bebé para meterle comida en la boca.

 

  1. No dar de comer a los niños mientras viajan en coche ya que los movimientos bruscos inesperados del coche pueden ser peligrosos.

 

  1. No dejar a los niños pequeños jugar con objetos de pequeño tamaño que puedan meterse en la boca como monedas, pilas, canicas, globos o juguetes con piezas pequeñas.

 

  1. Evitar los hielos en las bebidas. Los hielos al derretirse se van reduciendo en tamaño y redondeándose lo que los hace muy susceptibles a atascarse en la garganta.

 

  1. Evite dar a los niños pequeños los siguientes alimentos: palomitas de maíz, aceitunas con hueso, cerezas, jamón, embutidos como chorizo o salchichón, sobre todo si tienen piel, caramelos, chicles, frutos secos, semillas y frutas deshidratadas.

 

  1. Cortar las salchichas de forma longitudinal y después, transversal formando pequeñas medias lunas o cuartos de luna. Las salchichas son uno de los principales alimentos causantes de atragantamiento en niños.

 

Hay que explicar bien al niño la importancia de masticar bien los alimentos y de manera tranquila. Esto no solamente le ayuda a evitar un atragantamiento, sino que facilitará su digestión posterior. Con estos 10 consejos, podrás minimizar los accidentes aunque puedes ver también en este otro post información sobre cómo actuar en caso de atragantamiento.

 

Nos gusta tu opinión, ¿Te ha sorprendido alguno de estos consejos?

Si te ha parecido útil, ¡comparte este contenido!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *